Introducción

En el SCIS es costumbre para cada promoción, al graduarse, dejar atrás un legado como parte de una tradición estudiantil dinámica y diversa. En el 2010, la promoción OFEK, escribió un código de honor que ellos creían que representaba el verdadero esencia de nuestra amada institución.  Al principio de cada año escolar, los nuevos estudiantes, docentes y auxiliares de aula son invitados a subir al escenario donde  reciben su copia del Código de Honor.  Leyendo, ellos acompañan  al resto del colegio cuando recita este código para dar inicio al nuevo año académico.  Durante el transcurso del año, se repite el código al iniciar cada bimestre y en eventos especiales.  Cada vez, al concluirlo, se indica a los estudiantes en voz alta: «Una vez un Griffin …», a lo que la escuela entera grita con entusiasmo: «¡Siempre un Griffin !!»

 

El Código de Honor de los Griffins (OFEK 2010)

Como un Griffin entro en esta familia y la hago mía.  Me comprometo a honrar, respetar y tener el orgullo de ser un miembro de ella.  Me reafirmo en este código de honor con dedicación y compromiso con todos los otros Griffins: en lo académico, en el deporte y en la amistad, tratando de alcanzar mi mayor potencial.

No voy a mentir, engañar, robar o plagiar.  Yo acepto la responsabilidad por mis acciones y por lo que otros Griffins hacen en mi presencia.

Seré siempre fiel como un miembro de la familia del SCIS, y sobre todo siempre seré un compañero y amigo sincero.

Siempre un Griffin!